En un anterior post os dábamos una serie de recomendaciones para viajar de ‘forma inteligente’, entre ellas se encontraba la búsqueda de los destinos más baratos por Europa. Uno de ellos es la capital de Eslovaquia, la ciudad de Bratislava. A pesar de encontrarse en el centro de Europa, hace relativamente poco que esta región se ha abierto al turismo, además que Bratislava es considerada muchas veces como una ciudad de paso hacia capitales más importantes como Viena, Budapest o Praga.

El mayor atractivo de Bratislava es, por lo tanto, unos precios muy asequibles tanto para el vuelo, los hoteles y en general para hacer una corta escapada de un fin de semana, por ejemplo. Si éste es tu caso, nosotros queremos dar a conocer los puntos y lugares de interés más destacados de la capital eslovaca, que puede sorprenderte con su intrigante desconocimiento.


sobre bratislava

Se encuentra a 60 kilómetros de Viena, casi tocando en la frontera con Austria y Hungría. No fue capital de Eslovaquia hasta 1993, hace poquísimo tiempo, y tiene una población de casi medio millón de habitantes. Se encuentra a las orillas del río Danubio, que al mismo tiempo cruza la ciudad.

Bratislava destaca por su casco antiguo o Staré Mesto, repleto de edificios de arquitectura barroca que consiguen transportar al viajero a una época pasada. También vale la pena explorar sus numerosas instituciones musicales como el Teatro Nacional Eslovaco o la Orquestra Filarmónica de la ciudad.

Para los que, además de la cultura, disfrutan de la vida nocturna, Bratislava también es un destino ideal por su gran número de bares y discotecas, y un ambiente de fiesta conocido alrededor de toda Europa del Este.


10 lugares imprescindibles en bratislava

 

1. casco antiguo

Seguramente es el mayor atractivo de esta ciudad, y es que su casco antiguo está repleto de instituciones culturales y políticas, así como edificios de arquitectura barroca. Las calles son peatonales por lo que es un lugar ideal para dar un paseo, tomar algo y pararse a comer o cenar. En el casco antiguo se encuentran los principales puntos de interés de la ciudad, como la plaza mayor, el ayuntamiento, el monumento a Slavín, el Parque Horsky

2. monumento a slavín

Slavín es un cementerio militar en homenaje a los soldados soviéticos fallecidos durante la Segunda Guerra Mundial, durante la liberación de la ciudad de Bratislava en 1945, del ejército alemán y de las tropas eslovacas que apoyaban el régimen de Josef Tiso. El monumento fue inaugurado en 1960 y es considerado Monumento Cultural Nacional.

 

3. iglesia azul o iglesia de santa isabel

Una iglesia católica que atrae por el contraste de su color azul con el resto de edificios del barrio. Se diferencia de las demás iglesias europeas por tener un estilo arquitectónico entre modernista y art nouveau, además que su coloración particular varía según la luz del día o de la noche.

 

 

4. castillo de bratislava

El hermoso castillo de la ciudad, construido en el siglo X, se encuentra a lo alto de una colina de rocas desde la cual se obtienen unas vistas privilegiadas del río Danubio y de Bratislava. Actualmente el castillo alberga un museo de historia con varias exhibiciones de arte y artículos del folklore eslovaco, y lo mejor es que la entrada es gratuita todos los días, excepto los lunes y los festivos.

5. plaza mayor (hlavne namestie)

Una plaza repleta de cafés y de bares, con una hermosa fuente en el centro –la fuente de Maximiliano, dedicada al primer emperador de la ciudad– y varios edificios importantes que vale la pena visitar, como el Ayuntamiento, dentro del cual se encuentra el Museo Municipal. Cerca de la Plaza Mayor se encuentra el Palacio del Primado, lugar donde en 1805 Napoleón y Francisco II de Austria firmaron la Paz de Pressburgo.

6. castillo de devin

Se encuentra a unos 15 kilómetros del centro de la ciudad, situado en lo alto de peñasco en una posición estratégica junto al río Danubio. Se trata de uno de los castillos más antiguos de Eslovaquia; sus orígenes se remontan al Gran Imperio de Moravia (entre los siglos IX y X). Es un lugar ideal para hacer una excursión en bicicleta o en barco por el Danubio, para más tarde visitar las ruinas del castillo y disfrutar de las vistas privilegiadas de la ciudad desde él.

7. puerta de san miguel

En uno de los ejes principales del casco antiguo de Bratislava, se encuentra la calle Michalska, a la altura de lo que era la antigua muralla medieval de la ciudad. La Puerta de San Miguel era una de las cuatro grandes entradas a la ciudad amurallada, originaria del siglo XIV y con forma de puerta-torre. Tiene un total de cuatro plantas que se pueden visitar, una de ellas además alberga el Museo de la Ciudad.

8. catedral de san martín

Es el edificio religioso más importante de Bratislava, lugar en el que fueron coronados varios emperadores húngaros entre 1563 y 1830. La vista se desvía a lo alto de la torre principal, que está coronada con una corona dorada apoyada sobre un cojín, como rememoración de los años en que Bratislava pertenecía al imperio húngaro.

 

9. orquesta filarmónica eslovaca

No solamente el imponente edificio es digno de ver, sino que la agenda cultural y musical de esta orquesta es mundialmente conocida y si tenéis la oportunidad, podéis asistir a uno de sus conciertos. La orquesta participa con regularidad en diferentes festivales de toda Europa así como giras internacionales.

 

 

10. calle kapitulska

Un paseo tranquilo y sosegado por esta pintoresca calle te transportará a través del tiempo. Las fachadas de las casas tienen unos vivos colores a pesar que algunas de las viviendas necesitan de reformas. La calle es peatonal y empedrada, y normalmente no hay presencia de muchos turistas

 

Share this:

Write A Comment