Dubrovnik es un destino ideal para hacer una escapada de fin de semana o de varios días.

El artista y escritor romántico Lord Byron bautizó la ciudad croata como “la perla del Adriático“, por tener una belleza singular que pudo sobrevivir a la devastadora Guerra de los Balcanes durante los años 90.

Esta ciudad-estado marítima se llamaba Ragusa hasta 1916, e históricamente se ha considerado una de las mayores fortificaciones europeas durante la Edad Media.

A continuación, os proponemos un itinerario de tres días en Dubrovnik que podéis conseguir fácilmente en Travisy: solo se necesita introducir el destino, las fechas del viaje, las preferencias personales y… ¡Hecho! En menos de diez segundos, tendréis a vuestra disposición un itinerario personalizado.

En nuestro caso, hemos seleccionado un viaje cultural y familiar con un presupuesto medio.

Morning itinerary at Dubrovnik

Afternoon itinerary at Dubrovnik

Día uno: Casco Antiguo

La primera visita del primer día se trata de un monumento imprescindible, el Pile Gate, construido en 1537. Esta puerta no es nada más ni nada menos que una de las entradas a la ciudad antigua de la Dubrovnik actual.

El itinerario personalizado continúa con un paseo por las Murallas de Dubrovnik, que fueron una de las fortificaciones más grandes durante la Edad Media, que en total suman 1,94 kilómetros de longitud. La Torre Minceta supone la estructura más alta y el elemento de defensa más importante de las Murallas de Dubrovnik, no te olvides de visitarla.

Para recuperar fuerzas, Travisy propone hacer la comida del primer día en el restaurante Above 5, el único restaurante con terraza en el Casco Antiguo de la ciudad.

Por la tarde la ruta nos lleva a tres monumentos emblemáticos: En primer lugar, la Torre del Reloj o Clock Tower, construida en el siglo XV y rehabilitada en el 1929. En segundo lugar, la Iglesia de St. Blaise, en el corazón del Casco Antiguo, donde se celebran ceremonias y bodas. Por último, el atardecer se lo concedemos al Palacio del Rector, que actualmente contiene un museo sobre la historia de la ciudad.

carcassonne-1105974_1280

Itinerario del primer día por Dubrovnik
Día dos: Paseo por el centro

Empezamos el día con una visita de una hora al Monasterio Dominicano, dentro del cual encontraremos un hermoso patio interior. También es donde se exponen varias obras de arte de artistas locales.

A continuación, un corto paseo desde el monasterio nos llevará al Ploče Gate, la segunda puerta más grande a la ciudad.

Para terminar la mañana, nos espera la Catedral de Dubrovnik, una hermosa construcción arquitectónica del Barroco romano, que además fue reconstruida tras un terremoto en 1667.

La pausa del mediodía se hará en el restaurante Oyster & Sushi Bar Bota, que como indica el nombre, ofrece una combinación interesante entre comida asiática y la tradición mediterránea del Adriático.

Con energías renovadas, nos dirigimos al monumento construido como homenaje al escritor Ivan Gundulić (1589-1638), poeta barroco conocido por su obra Dubravka, en la que el autor hace un clamor a la gloria pasada de su ciudad, Dubrovnik.

Con tal de amenizar la tarde, el itinerario nos guía a la calle principal de la ciudad, Placa Stradun, sobre la que se encuentra la Columna de Orlando, el héroe legendario conocido en otros países como Rolando, que era supuestamente el sobrino de Carlomagno.

Itinerario del segundo día en Dubrovnik

 

Día tres: Visitas guiadas

El último día del viaje empieza con una visita obligatoria, la Iglesia de San Salvador, también parte del casco antiguo de la ciudad, declarado en 1979 Patrimonio Cultural de la Humanidad. Más tarde nos dirigimos a la majestuosa Fuente de Onofrio, construida en 1438. Esta fuente fue dañada tanto por los terremotos como por el conflicto en los Balcanes.

A media mañana, la ruta propone participar en un tour guiado por los rincones más escondidos y poco conocidos del Casco Antiguo de Dubrovnik. El precio es de 14€ y tiene una duración de una hora y media.

Para comer, se recomienda el Restaurante Klarisa, donde se sirve pura comida Mediterránea.

La tarde del último día, se proponen dos tours guiados, de los cuales se puede elegir uno o, ¿por qué no?, ambos: los amantes de la historia pueden realizar una visita histórica por las murallas de Dubrovnik. Los que prefieran el arte, pueden hcer una visita por los museos más insólitos de la ciudad.

Por último, acuérdate ni que sea de echarle un vistazo a la Iglesia de San Ignacio, una obra barroca construida entre 1699 y 1725.

Itinerario del tercer día en Dubrovnik
Itinerario del tercer día en Dubrovnik

Bueno… ¿A qué esperas para coger las maletas y escaparte a Dubrovnik?

Share this:

Write A Comment